Blog inmobiliario

Quiero aprender sobre

Lo que se fue y lo que viene

332 vistas

LO QUE SE FUE:

El 31 de diciembre del 2019 nos preparábamos a recibir el presente año entre deseos de prosperidad, celebraciones, proyecciones de crecimiento económico y un entusiasmo por lo que estaba por venir, estoy seguro que absolutamente nadie esperaba que este 2020 nos trajera las “sorpresas” que nos regaló.

De igual manera, estoy seguro de que todos quienes lean este artículo han perdido a alguien: familia, amigo o algún conocido producto de la pandemia del COVID 19 que azotó el mundo entero.

Los negocios no estuvieron ajenos al oscuro panorama mundial: muchos de ellos cerraron, varios clientes tuvieron que aplazar operaciones tanto de arrendamiento como de compra venta, pero muchos otros supieron ver la oportunidad que esta crisis les presentó. El “reinventarse” fue el término más utilizado entre los emprendedores, el mercado de ventas online se hizo cada vez más común y los productos y cursos virtuales se multiplicaron de manera exponencial.

Nuevas “tribunas” se abrieron para los que ofrecemos profesionalismo en esta hermosa labor de ser agentes inmobiliarios: las ponencias virtuales, la realización del primer COIPRI virtual a cargo de ASPAI; las alianzas entre instituciones que dictan el curso para obtener el registro de agente inmobiliario y las principales marcas de oficinas inmobiliarias del país han sido bastante fructíferas para ambas partes logrando así pasos agigantados hacia la formalización del sector en el que nos desempeñamos; incluso las operaciones inmobiliarias han tenido un alza importante en los últimos meses, claro está, sin llegar a los niveles que se tenían anteriores a la pandemia y la cuarentena de más de cien días.

La crisis política sumó incertidumbre a los distintos mercados nacionales; pasamos a ser un país con cuatro presidentes en un mismo periodo gubernamental, dos Congresos y dos leyes que inyectarán dinero a las familias pero que empeñarán a la caja fiscal por años, siendo las generaciones futuras las encargadas de tratar de arreglar las consecuencias de las decisiones de los padres de la patria.

Todo ello sumado a la crisis social resultado de las protestas tanto contra Merino de Lama como la que cloqueó carreteras en el norte, centro y sur del país, sumado a las muertes que ellas dejaron, el panorama político para nuestro ya magullado país no es el mejor y si a esto le sumamos que tendremos elecciones generales el próximo 11 de abril hace que la luz al final del túnel se vea por lo menos lejana.

LO QUE VIENE:

Las informaciones de la tan esperada vacuna siguen dando vueltas en los distintos noticieros y diarios del mundo, trayendo con ello la tranquilidad que tanto ansiamos los actores económicos de nuestros respectivos países.

Sólo en nuestro país la venta de viviendas en Lima ha crecido alrededor de 15%, un crecimiento de dos dígitos, aunque el nivel de ventas no llegaría a superar lo registrado en el 2019, en especial en el segmento de vivienda social (andina.pe).

Al parecer el sector menos afectado, sin dejar de ver pérdidas, ha sido el comercial y retail; esto debido a que dicho sector fue uno de los primeros en activarse luego del aislamiento al que nos vimos sometidos.

Hace poco se aprobó el protocolo para que gimnasios, cines, casinos y conciertos puedan retomar sus actividades. Sólo el sector de los casinos le da trabajo a más de ochenta mil familias en el país, de igual forma la recaudación de impuestos por este rubro ha sido mayor al de otros rubros de comercio en el Perú; la recaudación en impuestos en este rubro entre el 2006 y el 2018 ha sido mayor a los dos millones ochocientos mil soles, dejando otros buenos ingresos a instituciones como las municipalidades provinciales y distritales, MINCETUR, IPD, etc.

Esperemos que el próximo año 2021 podamos salir del todo de ese hoyo del que hemos empezado a salir en estos meses, es tarea de todos los actores en nuestro sector que empujemos el carro hacia el desarrollo y la profesionalización de nuestro rubro. El Perú no puede parar (más), esto depende de cada uno de nosotros.

El presente artículo probablemente sea el último de este año, espero de corazón poder encontrarme con ustedes y con vuestra atención el próximo año. Gracias por tomarse el tiempo para leer los artículos de esta columna.

--

¡Muchas gracias Ángel Gian Carlo por esta nueva entrega! Les dejamos sus datos de contacto por si desean saber más de él o contar con sus servicios de asesoría inmobiliaria.     

Compártelo en tus redes sociales
Post relacionados
Encuéntranos en Facebook
Lo más leído